1
14

Fuerza Popular: una crisis con Kenji sin final a la vista

Kenji Fujimori persiste en sus cuestionamientos a Fuerza Popular. Tras el indulto de su padre y obtener la aprobación política de las bases fujimoristas que le atribuyen esta gracia presidencial, no solo exigió la salida de los dos dirigentes de mayor peso en la cúpula naranja (Ana Herz de Vega y Pier Figari) sino que incluso ha cuestionado públicamente a su hermana Keiko Fujimori.

En respuesta, y luego de semanas de silencio por las evidentes contradicciones en las que cayó la facción claramente mayoritaria de Keiko Fujimori, los voceros oficiales de Fuerza Popular han vuelto a tomar micrófonos para revelar que no se buscará un punto medio con los denominados “kenjistas”.

 

Daniel Salaverry, vocero principal de Fuerza Popular, ha vinculado la actitud de Kenji Fujimori con las prácticas del gobierno de su padre. “Mella la institucionalidad, no cree en los partidos, cree en los caudillismos. Pareciera que retrocedemos a los 90”, comentó.

El vocero alterno, Héctor Becerril, ha dicho que su colega de bancada parece más vocero oficialista que de oposición. “Puede buscarse un lugar, ya que está como vocero de Pedro Pablo Kuczynski en la bancada oficialista”, comentó.

Esta estrategia, para los analistas políticos consultados por El Comercio, no tendría el efecto que ahora busca la dirigencia ‘keikista’: frenar el ascenso de la aprobación de Kenji Fujimori. “La opinión pública no se queda con lo que digan, sino con lo que ve, y lo que ve es a una Keiko que perdió con la vacancia y a un Kenji que ganó con el indulto”, comentó Luis Benavente.

También resaltó que las campañas de desprestigio como la que están tratando de aplicar contra Kenji Fujimori pueden tener dos resultados: aplastar al rival o victimizarlo. El menor de los Fujimori podría capitalizar esto último para seguir obteniendo más respaldo.

“No creo que sea una buena estrategia porque los voceros de Fuerza Popular han salido chamuscados después de la vacancia frustrada. La opinión pública no los va a tomar seriamente […] Más allá del mensaje, el principal problema que tienen es las caras que mantienen pese a su descrédito”, manifestó, a su turno, Arturo Maldonado, analista político.

– Tendencia en encuestas –

“Kenji Fujimori está pasando por un momento favorable. Aparece con mayor respaldo y popularidad que Keiko porque él es el único ganador en estas semanas […] El indulto a su padre generó crisis en el Gobierno, en el Apra, en Fuerza Popular, pero él no se ha visto afectado porque ha tomado el rol de hijo, algo que la gente valora”, refirió Benavente.

En ese sentido, dijo que la aprobación de Kenji Fujimori seguirá subiendo si es que tiene un manejo hábil de su imagen. “Keiko tiene una mayoría pero en la cúpula. En las bases, en unas primarias, no es tan claro quién podría ganar […] Kenji construye un liderazgo más carismático, sonriente y afable”, añadió.

Arturo Maldonado consideró que el ascenso en el respaldo a Kenji se debe a que ha capitalizado “la parte positiva” del fujimorismo, dejando en su hermana lo que ha sido visto como negativo estos últimos años: la parte beligerante y conflictiva.

“El capital político es la herramienta que tienen y es algo que Kenji Fujimori puede usar en cualquier momento, sobre todo si consideramos que, además de los 9 que lo acompañan, debe haber un grupo adicional que no están satisfechos en la forma cómo se reparte el poder en Fuerza Popular”, añadió.

– Sin punto medio –

Lo que sí es evidente es que la división en la bancada mayoritaria del Congreso no logrará una solución interna. “Hay una franca y abierta división. No sé qué capacidad de acuerdo pueda haber cuando los parlamentarios de Fuerza Popular van a defender, no solo lo que consideren bueno para su bancada, sino para sus propios intereses”, comentó Benavente.

Sin embargo, Maldonado ve viable un “punto medio” a través de la práctica que llevará a cabo la dirigencia de Fuerza Popular: abrir procesos disciplinarios independientes para lograr que los “disidentes” de Kenji Fujimori regresen a sus filas.

“Por más que se presenten como un grupo de 10 ‘Avengers’, en la interna se puede llegar a partir la bancada pero con solo unos cuantos miembros que persistan con Kenji Fujimori hasta el final. Lo que queda claro es que ahora, en esta coyuntura de confrontación, parece que ni la cúpula naranja ni Kenji van a dar su brazo a torcer”, concluyó Maldonado

A %d blogueros les gusta esto: